Festivaleando

Mucho se habla en los medios de los “grandes festivales”, sean de música o teatro… pero existe un genero menor (sólo por su tamaño) que son aquellos festivales que organiza modestamente un ayuntamiento pequeño con la intención de llevar a su ciudad propuestas que si no dificilmente llegarían. En el caso del mundo de la narración oral son cada vez más las propuestas en ésta linea. Recientemente estuve con mi dúo de humor Gamba & Ginny en Altea, pero también hemos estado en Estepona, Hellín o Aviles. Son festivales cuya programación artística suele correr a cargo de cuenteros o teatreros que convencen a ayuntamientos y otras entidades para que brienden su apoyo a estos eventos. Aguerridos artístas que se dejan la piel por llevar a sus tierras a compañeros de profesión. En todos los casos es fantástico ver la entrega del público, muchos de ellos se ven todos los espectáculos y pronto se convierten en un compañero más. Pero mejor que todo eso es el compartir durante unos días comidas y brindis con otros artistas. Gente que si no fuera por estos encuentros dificilmente conocerias… gente que pasa las mismas desventuras que tú para seguir “viviendo del cuento” y que pasa a formar parte de esa gran familia que son los amigos.

Participar en estos eventos me hace recobrar las fuerzas y la fé en mi profesión, pues veo que en todas partes hay público para propuestas escénicas de calidad, aunque no vayan avaladas por la fama.

Algún día buscaré un pueblo grande para montar un festival (porque Madrid, para estas cosas, se nos ha quedado grande).

Anuncios

3 comentarios

Archivado bajo Uncategorized

3 Respuestas a “Festivaleando

  1. Aresillo!!

    Exactamente, es lo que tu dices…
    A mí me pasa lo mismo pero con los encuentros de malabaristas, en casi todas las provincias hay, menos en madrid, que se nos ha quedado grande! Como tu bien dices!
    Y bueno, lo unico es que nosotros no tenemos la ayuda de ayuntamientos y somos nosotros los que a veces se lo proponemos o lo hacemos independientemente.
    Curiosamente, uno de los últimos encuentros a los que he ido, fue en Hellín. Donde nos trataron genial… y el ayuntamiento tuvo mucho que ver.
    Tengo ganas de ir a uno de estos festivales que comentas…
    Un saludo!

    PD: Me encantó la actuación del sábado en la biblioteca! Sobretodo el cuento de Caperucita!

  2. Sólo una cosa. Madrid no se ha quedado grande. Se ha quedado rancia.

  3. juangamba

    Si bien estoy de acuerdo que Madri está muy rancio, también es cierto que para organizar un festival pequeño y con un trato humano hay que olvidarse del ay untamiento porque tiene exceso de actividades como para mimar algo de estas características. A nivel de barrio si se pueden hacer cosas, como la muestra de teatro de calle que organizan en Lavapiés y La Latina diversos comercios para verano.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s